lunes, 26 de diciembre de 2011

Susurros


 Papa se va al campo por mucho tiempo. Dormimos con Mama y nos pegamos a su falda dia y noche. Ella se nos vuelve sonambula y tomamos turnos para seguirla. Una vez la encontramos en el cementerio acostada sobre una loza, otra vez estaba a punto de entrar al arroyo que pasa por nuestra casa. Susurra despacio y nos invaden los grillos.





No hay comentarios:

Publicar un comentario